-->

miércoles, 29 de marzo de 2017

Miércoles 29 de marzo, "La Opinión: Memoria, Justicia, Reparación y sobre todo República" por Andre Abeledó

Andre Abeledó
A las 14:30 h. y R a las 19:30 h., La Opinión: Memoria, Justicia, Reparación y sobre todo República" por Andre Abeledó.

Parafraseando a ese gran comunista y poeta que fue Miguel Hernández, que termino su luminosa vida un mes de marzo de hace 74 años en una cárcel fascista, “Jamás renunciaremos ni al más viejo de nuestros sueños”.

El 14 de abril se proclama la II República, el primer régimen democrático de nuestra historia que instauro un verdadero Estado de Derecho y proclamo la primera constitución democrática de España.

Esta Constitución plasmo el principio de igualdad de los españoles ante a ley, al proclamar España como “una república de trabajadores de toda clase que se organiza en régimen de Libertad y de Justicia”, el principio de soberanía popular, establece el sufragio universal para hombres y mujeres mayores de 23 años.

En economía la propiedad privada quedó sujeta a los intereses da economía nacional, se constituye un “Estado integral, compatible con la autonomía de los Municipios y las  Regiones”, el principio de laicidad “el Estado, las regiones, las provincias y los Municipios, no mantendrán, favorecerán, ni auxiliarán económicamente a las Iglesias, Asociaciones e Instituciones religiosas”, además se reconoció el matrimonio civil y el divorcio así como la enseñanza primaria laica, gratuita y obligatoria, y se reconoce la libertad de cátedra.

La II República promovió el avance en la transformación de nuestra sociedad, en la defensa de las libertades individuales y colectivas, y en la consecución de la justicia social.
Este sistema democrático terminó con la derrota en la Guerra Civil para dar paso a más de 40 años de franquismo, de represión y de retrocesos.

El 14 de abril tiene que ser una fecha reivindicativa para reclamar el derecho a la República y hacer un homenaje a todos los alcaldes y concejales de los ayuntamientos de aquel período, así como condenar el golpe de estado franquista contra la II República.
“Quien olvida su historia está condenado a repetirla”, esto lo dijo Marco Tulio Cicerón, en el 106 AC, y es una gran verdad, necesitamos de Memoria Histórica.

Porque la mal llamada Guerra Civil no fue una guerra al uso, fue un golpe de estado perpetrado por militares traidores a las órdenes de la oligarquía que defendía sus privilegios, un golpe de estado contra un gobierno legítimo y refrendado en las urnas, un golpe de estado cobarde que provocó una guerra brutal, los fascistas del mal llamado bando Nacional contaron con la inestimable ayuda del fascista Benito Mussolini y del NAZISMO de Adolf Hitler que, trajeron también a le “Guardia Mora”, y a todos ellos el fascismo español les abrió las portas para una orgía de sangre, para matar a su propio pueblo, en el estado español se cometió un verdadero genocidio ideológico, las fosas comunes siguen llenas da semilla de un pueblo que se quería libre.

Me viene ahora a la cabeza aquel dibujo de Castelao, “No entierran cadáveres entierran semilla.”

Algunos dicen que cuando hablamos de memoria, justicia y reparación, reabren heridas, pero ¿cómo vamos a reabrir heridas que nunca fueron cerradas?, ¿cómo perdonar cuando nunca se pidió perdón?, a nadie se le ocurre en Alemania hablar de que olvidar el holocausto, porque negarlo es un delito.

Por Narón, por mi municipio también paso la bestia fascista, las cifras cuentan una pequeña parte del horror y el terror que se vivió, pero solo tenemos datos estimados, tan solo conocemos la punta del iceberg de la barbarie, puesto que algunos aun insisten en perder la Memoria.

Tenemos documentados un total de 93 asesinados en Narón, una parte fueron marineros que se mantuvieron fieles a la República y a la legalidad durante el golpe, en el Val fueron fusilados y enterrados en el cementerio 48 marineros del “Acorazado España” y del “Vapor Domine”, en San Mateo fueron fusilados y enterrados en el cementerio 17 marineros del “Mar Cantábrico”.

Nueve vecinos de Narón fueron fusilados, quince fueron paseados y asesinados en nuestras cunetas, uno fue apaleado hasta la muerte, dos murieron en enfrentamiento armado, otro murió en prisión.

Estas 93 personas fueron asesinadas, pero también están los represaliados, los que fueron depurados, los desterrados, los escapados y exiliados, los presos, los multados…

Como terrible anécdota del terror de las hordas Nacional Católicas del Franquismo, de estas beatas personas que decían luchar por “Dios” y “España”, está el hecho de que el día 26 de diciembre, supongo que para celebrar la Navidad, en el Val fueron fusilados más de 20 marineros del “Acorazado España”.

Honor y Gloria a nuestros mártires.

¡Salud y República! ¡A por la tercera!